El rector César Vallejo Mejía firmó su compromiso con Unibagué

El presente brillante que hoy vive la Universidad de Ibagué es la carta de presentación que expuso este jueves el Dr. César Vallejo Mejía, en su posesión como nuevo rector de la Institución, en sucesión de Hans-Peter Knudsen Quevedo.

Durante su primera alocución ante consejeros, fundadores, exrectores, decanos y directores de programa, reconoció el avance en la calidad de la alma máter, representado en la autoevaluación y el Plan de Desarrollo Institucional, documentos que dan buenos augurios.

"Hoy, la Universidad de Ibagué no solo aspira con razones más que suficientes a la acreditación institucional de alta calidad, que sin duda va a obtener, sino que, además, está en primera fila en las universidades más innovadoras del país", comentó Vallejo.

Un balance óptimo

Durante la ceremonia, nuestro nuevo directivo destacó la importancia de una buena metodología en la educación superior, en la que prime el derecho a la igualdad, así como el cuidado propio y del otro, para enfocar su diagnóstico en la Universidad.

"Unibagué ha entendido el reto y ha avanzado significativamente en su transformación a ser una universidad del Siglo XXI. Intensos y apasionantes días me han permitido conocer al menos someramente las prácticas y los programas que esta institución viene impulsando desde hace varios años", destacó.

Lo anterior, según añadió, "con esfuerzo propio y alianzas con otras instituciones del país y el exterior. Ha sido ejemplo de la búsqueda de estrategias de formación integral y metodologías de enseñanza, aporte en investigación y modelo de compromiso con el desarrollo regional".

 

El presente es brillante

Vallejo dedicó sus palabras al saliente rector: "No puedo menos que hacer un especial reconocimiento al Dr. Hans-Peter Knudsen y a toda la comunidad Unibagué, por el presente brillante que hoy vive esta universidad".

Reconoció al Consejo de Fundadores y el Consejo Superior, instancias que, en sus palabras, "han sabido trabajar significativamente la posta que nació hace 38 años y continuar la tarea que, con la coordinación de los anteriores rectores, hoy algunos presentes, ha ejecutado la comunidad".

"Al recibir el cargo, mi compromiso es sumar toda mi experiencia, energía y entusiasmo al de los consejos de Fundadores y Directivo, al del equipo de administradores de la academia, a la inteligencia y la creatividad de profesores y estudiantes, a la dedicación del grupo de servicios generales y al de todos los integrantes de la institución", apuntó.

 

Y el futuro promete

En su visión se plantea la necesidad de continuar construyendo y haciendo proyectar la Universidad de Ibagué como centro de formación en el que se fortalezca la capacidad de escuchar y seguir iluminando el camino para ser cada vez más seres humanos.

También la avizora como un centro de pensamiento que se desenvuelva "en un ambiente de humildad, y que genere soluciones y diseñe estrategias de progreso que se ajusten a los problemas y necesidades de la comunidad tolimense y colombiana".

Información adicional